San Salvador, 14 de junio de 2019. En el marco de la conmemoración del Día Mundial del Donante de Sangre, el Ministerio de Salud (MINSAL) junto con la Organización Panamericana de la Salud/ Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS) y la Asociación Salvadoreña de Donantes Altruistas de Sangre (ASDAS) realizó el “Foro Nacional de Promoción de la donación voluntaria de sangre” con el propósito de agradecer a los donantes voluntarios no remunerados y concienciar a más personas de la necesidad de hacer donaciones regulares para garantizar la calidad, seguridad y disponibilidad de sangre y sus productos, como parte integral de la salud universal y como un componente fundamental de los sistemas de servicios de salud.

Bajo el lema «Sangre segura para todos» las autoridades reconocieron a las empresas e instituciones que permiten la donación de sangre en sus instalaciones, logrando recolectar sangre segura y producto sanguíneo como un componente clave de los sistemas de salud eficaces. Asimismo se entregaron medallas a todos los donantes voluntarios por colaborar en salvar vidas y convertirse en héroes anónimos.

En la región de las Américas, alrededor de 1,800 centros de donación de sangre de 37 países reunieron más de 10,5 millones de unidades de sangre en 2017. Entre 2015 y 2017, la sangre donada aumentó en 1 millón de unidades.

El Dr. Raúl Palomo, jefe de la Unidad de Trasplantes de Órganos del MINSAL, señaló avances en la donación de sangre e instó a continuar con la promoción para obtener más donantes voluntarios altruistas de sangre. “Hemos avanzado en el tema de sangre segura, sin embargo la demanda nos sigue superando, hay un eslabón que es sumamente importante, son los donantes voluntarios, por eso este día reconocemos a todas estas personas y a las que han donado de manera anónima”.

Por su parte, el Dr. Roberto Guzmán, presidente de la ASDAS dijo que en El Salvador diariamente se requieren 161 unidades de sangre para complicaciones de parto, accidentes de tránsito, actos violentos, quemaduras y enfermedades graves como cáncer, insuficiencia renal y hemofilia, entre otras.

Según registros de la Red de Bancos de Sangre del MINSAL, en lo que va del año 2019 se contabilizan 26 mil 481 donantes; mientras que en el año 2018 se obtuvieron 86 mil 685. Estas cifras no incluyen los datos del Comando de Sanidad Militar, COSAM, Instituto Salvadoreño del Seguro Social, ISSS y Cruz Roja.

Las transfusiones de sangre y plaquetas son utilizadas principalmente en diversos tratamientos médicos y quirúrgicos como las operaciones de corazón abierto o la traumatología. También suelen utilizarse en las complicaciones relacionadas con el embarazo y parto, el paludismo infantil con anemia grave, desnutrición, trastornos de médula ósea, afecciones de inmunodeficiencia, víctimas de traumas, emergencias, desastres y accidentes de tránsito.

Para que una persona pueda donar sangre debe de gozar de buena salud; ser mayor de 18 años y menor de 65; tener un peso mínimo de 110 libras; portar DUI, no tener conductas sexuales de riesgo, ni usar drogas.