Print Friendly, PDF & Email

IV Evalución al cumplimiento del Código Internacional de Comercialización de Sucedáneos de la Leche Materna
San Salvador, enero 2018


San Salvador, 05 de junio de 2018. Autoridades del Ministerio de Salud (MINSAL) presentaron el informe de la IV evaluación del cumplimiento del Código Internacional de Comercialización de Sucedáneos de la Leche Materna (CICSLM). Los sucedáneos de la leche materna es todo alimento comercializado o presentado como sustitutivo parcial o total de la leche materna, sea o no adecuado para este fin.

Según la Iniciativa Establecimiento Amigo de la Niñez y las Madres el CICSLM busca proteger a todas las madres y a sus bebés de las prácticas inapropiadas de comercialización. Prohíbe toda promoción de los sucedáneos de la leche materna, biberones y pepes. Busca asegurar que las madres reciban información adecuada por parte del personal de salud.

“En El Salvador se han hecho importantes avances para promover la lactancia materna el 46.7% de los bebes son amamantados exclusivamente los 6 primeros meses de vida en comparación con el 32% a nivel regional, no obstante aun persisten grandes retos a superar por eso es importante que hagamos un llamado a toda la sociedad para reforzar políticas, estrategias y acciones que nos permiten acercarnos gradualmente a la universalidad de la lactancia materna para todas las niñas y niños que en la promoción de prácticas de crianza positiva refuerzan los vínculos afectivos en la familia”, afirmó la representante de UNICEF, Nadine Perrault.

En términos generales, el informe presentado hoy, detalla que El Salvador ha mejorado en el cumplimiento del CICSLM de acuerdo a los siguientes aspectos: A los recién nacidos en condiciones normales en los hospitales del MINSAL y del Instituto Salvadoreño del Seguro Social, ISSS, se les prescribe lactancia materna exclusiva, tal como lo establece la Ley; se ha disminuido considerablemente el uso de materiales promocionales de sucedáneos de la leche materna en establecimientos de salud y se ha mejorado en el cumplimiento del etiquetado nutricional de las fórmulas infantiles para lactantes menores de seis meses.

“El código no es obligatorio, un tratado o un convenio si es obligatorio, el código no es obligatorio sino que se adquiere un compromiso ético que los diferentes gobiernos del mundo se comprometen a implementar y legislar para regular la comercialización de estos sucedáneos, los sucedáneos tienen su indicación no se pueden eliminar sino dejaríamos a un grupo poblacional fuera de este beneficio; lo que no es válido es generalizarlo pero si hay indicaciones precisas para algunos de ellos, el Código Internacional tiene que actualizarse a través de recomendaciones de la Asamblea Mundial de la Salud también estas recomendaciones no son obligatorias, pero generalmente son adoptadas moral y éticamente por todos los países para poderse implementar ellas tienen el peso moral y político pues constituyen el juicio sobre los temas de salud de una colectividad de miembros, en este caso, del máximo cuerpo internacional que tiene que ver con la salud”, aseguró el viceministro de Servicios de Salud, Dr. Julio Robles Ticas.

Con respecto a los establecimientos de salud privados, aún persiste el incumplimiento, ya que el uso de fórmulas infantiles continúan siendo utilizadas, las cuales son prescritas para recién nacidos en condiciones normales y no para casos especiales como lo establece el CICSLM y en artículo 18 de la Ley de Promoción, Protección y Apoyo a la Lactancia Materna. Asimismo, algunos profesionales de la salud refieren que las empresas los contactan a través de las asociaciones o directamente para financiar capacitaciones.

La IV evaluación de la aplicación del CICSLM se realizó con el apoyo del Ministerio de Trabajo, ISSS, la Defensoría del Consumidor y el Centro de Apoyo a la Lactancia Materna, CALMA, además del apoyo técnico y financiero del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia, UNICEF y el Instituto de Nutrición de Centroamérica y Panamá, INCAP.

La información fue recolectada en las diferentes regiones de salud del país incluyendo 38 establecimientos de salud públicos y privados; se entrevistaron a 162 madres de lactantes menores de seis meses; además se visitaron 16 puntos de venta en los cuales se revisaron etiquetas de productos sucedáneos de leche materna o productos designados.

El MINSAL como rector de la salud y nutrición en el país, asume desde 1981 el CICSLM, el cual fue aprobado en la Asamblea Mundial de la Salud por los Estados Miembros; esto constituye un compromiso de los gobiernos para mejorar la salud y nutrición de la niñez, mediante la regulación de las prácticas de comercialización de sucedáneos de la leche materna, productos designados y alimentos complementarios para lactantes.


IV Evalución al cumplimiento del Código Internacional de Comercialización de Sucedáneos de la Leche Materna
San Salvador, enero 2018