Print Friendly

San Salvador, 10 de marzo de 2016. Con el objetivo de apoyar los esfuerzos que el país está realizando en el marco de la Estrategia Integrada ante el brote del virus del Zika, una misión multidisciplinaria de expertos de la Organización Panamericana (OPS/OMS) visitan El Salvador del 7 al 11 de marzo para intercambiar experiencias y fortalecer la capacidad de respuesta ante el Zika del Ministerio de Salud (MINSAL).

El interés en visitar el Salvador es por “las fortalezas de su sistema de vigilancia epidemiológica, además es el primer país de Centroamérica en detectar un incremento de casos de complicaciones neurológicas en concomitancia con la confirmación de la circulación del virus”, aseguró la jefa de la misión internacional, Ximena Aguilera.

La Misión ha mantenido una serie de reuniones y entrevistas con funcionarios y los equipos técnicos del MINSAL, así como visita en hospitales donde se han registrado casos de Zika, y en laboratorios dentro y fuera de San Salvador.

La Ministra de Salud, Dra. Violeta Menjívar manifestó que “es un honor que la OPS permita ese intercambio de experiencias de las respuestas ante al Zika y que haya decidido realizar este evento donde profesionales de varios países de las Américas abordarán temas de vigilancia epidemiológica, complicaciones clínicas del Zika, temas de investigación, entre otros”.

El Equipo está liderado con expertos en las disciplinas de epidemiología, laboratorio y neurología con experiencia en Síndrome de Guillain-Barré (SGB) quienes trabajaron de la mano con  sus colegas nacionales de los niveles Central y Regional. El trabajo de grupos ha sido: 1) Manejo de Casos de SGB y microcefalia; 2) Epidemiología y 3) Laboratorio en donde se realizarán discusiones integradas, al final de la misión se dará a conocer los resultados obtenidos y las recomendaciones para fortalecer el trabajo que El Salvador desarrolla en los tres componentes analizados.

El Equipo multidisciplinario de OPS/OMS  lo integran: Dra. Ximena Aguilera de Santiago de Chile, Javier Pardo Moreno, jefe del Servicio de Neurología del Hospital Universitario Rey Juan Carlos, de España; Cynthia Braga, del Centro de Investigación Aggeu Magalhães, de la Fundación Oswaldo Cruz (Fiocruz), de Brasil; Angélica María Rico Turca, viróloga del Instituto Nacional de Salud, de Bogotá, Colombia; Patricia Santa Olalla, especialista española en medicina familiar y comunitaria y master en salud pública; y  Rodolfo Gómez Ponce de León, asesor del Centro Latinoamericano de Perinatología (CLAP) de la OPS/OMS, con sede en Uruguay.

Profundizar la investigación de los casos sospechosos por el virus del Zika y de las complicaciones asociadas, como el SGB, representa una oportunidad para El Salvador y podría ampliar el conocimiento mundial sobre la enfermedad, concluyó hoy la misión internacional de expertos convocada por la OPS.

La médica salubrista y epidemióloga chilena Ximena Aguilera, jefa de la misión aseguró “observamos alta cobertura de control prenatal de sus embarazadas y de atención institucional de los partos. También los protocolos para el seguimiento de las embarazadas y para la detección de microcefalia durante el embarazo y en el parto, que son adecuados”. Agregó que “observamos que existe un buen sistema de vigilancia, integrado, de cobertura universal, que ha permitido detectar oportunamente la ocurrencia de casos. El Salvador tiene la oportunidad de aportar al conocimiento científico mundial respecto a esta enfermedad”, y manifestó la disposición de la OPS a “continuar apoyando al país en su respuesta a ésta y otras emergencias”.

Aguilera explicó que para tener más conocimiento sobre el comportamiento del Zika en el país y sus complicaciones asociadas, “se necesita fortalecer la capacidad de investigaciones científicas, especialmente los estudios etiológicos (del agente causal) en el laboratorio”, para lo cual la OPS ya está colaborando.

Carlos Garzón, representante de OPS en El Salvador, agradeció la anuencia dada por el país para esta visita, lo que constituye “una muestra de transparencia y de su compromiso con la salud pública internacional”.